domingo, 4 de enero de 2015

VISAGRAS



NOMBRE COMPLETOAlejandro Visagras
FECHA DE NACIMIENTO-
LUGAR DE NACIMIENTOVigo
DEMARCACIÓN Delantero - Interior izquierdo
CLUB DE PROCEDENCIACiosvin  
TEMPORADAS EN EL CLUB3 (1933-36)
PARTIDOS31
GOLES13
CLUB DE DESTINOVigués CF 
EQUIPO ACTUAL Retirado

Alejandro Visagras, denominado Bisagras por alguno de los periódicos de su época, fue un atacante, que actuaba como interior izquierda en las ofensivas formaciones de la primera mitad del siglo XX.

A finales de los años veinte, Visagras ya era un delantero importante en la ciudad olívica.Jugando con el Club Ciosvín demostraría una facilidad anotadora que le haría destacar y convertirse en campeón amateur de Galicia en marzo de 1931. En aquel modesto equipo vigués, Visagras jugaba junto a otros futbolistas que vistieron la celeste como los hermanos Machicha, Tapias o el ágil guardameta Rómulo.

Fue su sensacional rendimiento lo que hizo que el joven atacante vigués acabase recalando en filas célticas tras haber tenido una breve participación con el extinto Galicia S.C. de Orense. Para la temporada 1933-34, el Ciosvín dejaría de contar con una de sus mejores estrellas, pues el R.C. Celta, el equipo grande de Vigo y de Galicia, llamaría a la puerta del atacante.

A finales del mes de Noviembre se publicaría la noticia en el diario  "El Pueblo Gallego". El magnífico Venancio del Galicia S.C. Orense y el hábil goleador del Club Ciosvín, Visagras, saldrían de la convocatoria de sus respectivos equipos, que curiosamente se enfrentaban entre ellos.

El ya ex-jugador del modesto Ciosvín , firmaba por el club de Balaidos para cubrir el puesto de interior zurdo y Venancio sería la otra incorporación estelar.

Formación del Celta en los años 30

Así pues, el 8 de Diciembre de 1933, Visagras partiría en un autocar dirección a Madrid junto a sus nuevos compañeros, el técnico vasco José María Peña y el delegado del club Paredes. Todo parecía indicar que el flamante fichaje vigués iba a debutar en Segunda con el Celta.

Y así ocurrió, pues dos días después, el cuadro vigués se las veía en Vallecas contra el Athletic Madrileño, que aquel día acusaba las bajas de dos hombres importantes: el interior Arocha y el meta Pacheco .
El Celta saldría con los siguientes jugadores: Lilo, Canellas, Valcárcel, Vega, Piñeiro, Buela, Machicha I, Gonzalito, Pirelo, y los debutantes, Venancio y Visagras .
Pero no sería el estreno ideal para los nuevos refuerzos celestes, pues pese a las importantes bajas de la escuadra rojiblanca, el Celta saldría goleado por 4-0 de la capital.

Visagras se mantuvo 3 campañas en el Celta, jugando un total de31 partidos en los que anotó 13 goles. En dos encuentros hizo dos tantos, el primero de ellos fue en la promoción de ascenso a primera en 1935 frente al Osasuna (3-1). Su segundo doblete lo hizo en el campeonato gallego de 1936 en una goleada (8-2) al Unión Sporting.

Su mejor temporada sería la 1935-36, en la  que un Celta dirigido por Ricardo Comesaña conseguiría el anhelado ascenso a Primera División. Visagras fue una de las piezas fundamentales de aquel glorioso equipo, llegando a firmar varios goles  que serían de mucha ayuda para alcanzar el gran objetivo.

Con el estallido de la Guerra Civil se paralizan todas las competiciones y la mayoría de los componentes del plantel se ven obligados a formar filas. A comienzos del mes de Agosto de 1936, Visagras ya no sería el artillero del Celta de Vigo, pues la cruel guerra le convertiría en otra clase de artillero, un soldado destinado a Logroño para cumplir con sus obligaciones militares.

Anunciado el fin de la guerra, todo volvería a la normalidad y el Celta aguardaría ansiosamente su estreno en Primera División. Disputaría en el mes de Mayo de 1939 unos cuantos amistosos planeados por el presidente Pedro Braña, con la intención de dar forma al equipo antes de estrenarse en primera y mientras iban llegando poco a poco los jugadores que aún cumplían sus deberes militares.

Pero Visagras no tendría oportunidad de debutar en dicha categoría, pues pasaría a formar parte del Vigués F.C., donde no permanecería más de un año.

Posteriormente pasaría a fichar por el Deportivo Valladolid a finales del año 1939. En tierras vallisoletanas ya se era consciente del gran talento del atacante vigués, pues allá por 1931 había pertenecido al Castilla junto a otros excelentes futbolistas de la época.

Al club vallisoletano ya habían llegado los ex-célticos Bermúdez y Leonardo, Visagras lo haría algo más tarde, tras lograr la rescisión de su contrato con el R.C. Celta.

En 1946 cogió las riendas del banquillo del Arosa, ejerciendo como primer entrenador. Y las últimas veces que se le pudo ver de celeste fue en varios homenajes a ex-jugadores del Celta o Ciosvín, equipos que Visagras defendió con honor.


*Estadísticas: Alberto Fernández @celtahistoria
















* Fuentes (FameCeleste, DelCelta.com, Pueblo Gallego, El Mundo Deportivo, Estadísticas Alberto Fernández @celtahistoria)

1 comentario:

Celta Historia dijo...

La foto de conjunto es del partido de vuelta de Promoción de Ascenso a 2ª (semifinal) que se jugó en Balaídos el 5 de abril de 1931 con los siguientes componentes:
Fila superior:
GUILLERMO (PS), ESPINOSA, VEGA, MONTES, HERMIDA Y LILO
Fila inferior:
Lao, Nicha, Cameselle, Polo y Piñeiro.
El partido finalizó con empate a un gol. Como en la ida acabaron 0-0 se jugó un partido de desempate en terreno neutral cuatro días después (se jugó en el campo del Nacional de Madrid). El Celta ganó este desempate (3-2) tras prorroga y se clasificó para la Final que le ganó al Recreativo en eliminatoria a doble vuelta alcanzando con ello el primer ascenso de su historia.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails